Ha olvidado su clave?
Fotografía de: Alberto Larcuen, Alumni del mes de agosto | CETT
¿Que es CETT Alumni?
Fotografía de: Alberto Larcuen, Alumni del mes de agosto | CETT
31.07.2020

Alberto Larcuen, Alumni del mes de agosto

Fotografía de: Alberto Larcuen, Alumni del mes de agosto | CETT

• Nos gustaría que nos explicaras cómo y porqué decidiste realizar el Grado en Turismo.


 En el momento de plantearme empezar la carrera alguien me preguntó si era más de letras o de números. Tras una reflexión contesté que soy de personas. Y eso me llevó al Turismo y los Hoteles. 

 


• ¿Cómo ha sido tu "Experiencia CETT"?


 Del CETT me quedo con tres cosas: los amigos que aún perduran a día de hoy,  la oportunidad de hacer un año de Erasmus en Holanda y la oferta laboral, siempre presente y  muy variada, que me ha permitido tener trabajo durante mi época de estudiante y también encontrar oportunidades en el extranjero una vez acabé mis estudios.

 

• ¿Nos podrías explicar cómo ha evolucionado tu carrera profesional?


 Durante la carrera, complementé los estudios trabajando en el sector los fines de semana y temporadas de verano.


Una vez acabé la carrera a los 22 años, el cuerpo me pidió ver mundo. Así que trabajaba como un loco durante el verano y luego me cogía un vuelo de ida a un destino lejano y viajaba durante varios meses hasta que se me acabará el dinero. Hice esto durante dos años.


Volví y seguí trabajando en el sector hotelero hasta que se me planteó la oportunidad de ir a China para participar en la expansión de un grupo Hotelero. Un proyecto ambicioso que me conquistó desde el minuto 1.

 

• ¿Qué consejos darías a los estudiantes que como tú, en su momento, acaban de salir del CETT?

 

No me gusta dar consejos pero para mí viajar ha sido una segunda universidad. Viajando en solitario he aprendido a observar y a escuchar. 


Recuerdo conversaciones con conductores de un Tuk-tuk en Tailandia, de un hombre que vivía en la calle de Medellín y se dedicaba a rescatar perros y cuidarlos, de dos hermanos balineses que vivían felices con su chiringuito en una playa de Bali y muchísimas personas más. 


Todos me han dado muchas lecciones y considero que en eso consiste nuestro trabajo como hoteleros, disfrutar de aprender de las personas que tenemos delante.

 



Publica un comentario: