Fotografía de: Especial Sant Jordi: el turismo literario, una oportunidad para los destinos | CETT
Universidad de Barcelona
Sala de prensa > Noticias >

Especial Sant Jordi: el turismo literario, una oportunidad para los destinos

23.04.2021
 
Especial Sant Jordi: el turismo literario, una oportunidad para los destinos

Viajar, hacer turismo y conocer nuevos lugares es, seguramente, lo que más deseamos después de un año conviviendo con la COVID-19. Los motivos que nos empujan a viajar son muy variados y, en el momento de elegir un destino, nuestros intereses tienen un gran peso, ya sea la gastronomía, el patrimonio, el entorno natural o la literatura, entre otros.  

“Comprender, interpretar y anticipar las oportunidades que ofrecen la literatura o el cine es indispensable para la gestión de los destinos”  

         Eugeni Osácar Marzal

El turismo literario es un gran atractivo y tiene la capacidad de redefinir y generar nuevas oportunidades para los destinos, pues les ofrece la oportunidad de ir más allá de los símbolos más concurridos y se erige como una ventana abierta para redistribuir y promocionar el turismo a partir de un ámbito completamente distinto. En el contexto turístico actual, “comprender, interpretar y anticipar las oportunidades que ofrecen la literatura o el cine es indispensable para la gestión de los destinos”, asegura el Dr. Eugeni Osácar Marzal, director de investigación del CETT-UB.

En los últimos tiempos, cultura y creatividad, entendidas como factores urbanos, se han convertido en aspectos clave para la diversificación económica de las ciudades y la atracción de talento, así como para hacer de las ciudades un espacio más humano, inclusivo y sostenible. De hecho, “la presencia de una industria creativa potente en un entorno urbano permite que los residentes tengan la oportunidad de participar de la vida cultural de la ciudad y, de este modo, que disfruten de una mejor calidad de vida”, afirma el Dr. Jordi Arcos Pumarola, profesor e investigador del TURCiT del CETT-UB.

“La presencia de una industria creativa potente en un entorno urbano permite que los residentes tengan la oportunidad de participar de la vida cultural de la ciudad”  

           Jordi Arcos Pumarola

El turismo literario nace de un elemento intangible, la literatura, y para desarrollarlo, apunta Arcos, “hay que adoptar una perspectiva capaz de formular una oferta de productos turístico-culturales que resulte interesante para los visitantes, pero también para los propios residentes”. Este tipo de turismo va más allá de la vinculación con la ficción e incluye, también, los espacios relacionados con el autor el lugar de nacimiento, los espacios donde vivió o el entorno en el que se desarrolló su obra, los espacios de memoria que conmemoran hechos o personajes literarios concretos, acontecimientos creados alrededor de la literatura y otros elementos como librerías o bibliotecas singulares, que forman parte de un destino y son atractivos para los visitantes interesados.  

Barcelona, ciudad de la literatura

En los últimos años, Barcelona ha impulsado su vinculación con el mundo literario. En 2015, la UNESCO otorgó a Barcelona el sello de Ciudad de la Literatura y se incorporó a la Red de Ciudades Creativas UNESCO, todo un reconocimiento del sector literario de Barcelona como estímulo creativo. 

En este sentido, se han llevado a cabo proyectos como el Mapa literario, que permite situar en la ciudad los rincones que han sido habitados, frecuentados o inmortalizados por escritores de todas las épocas y orígenes, o Literapolisbcn, una yincana literaria pensada para los jóvenes que consiste en localizar diferentes puntos geográficos reales de la ciudad por donde transcurre la acción de una novela y resolver pruebas o enigmas que demuestren su conocimiento de la novela y de la ciudad.

Barcelona también dispone de una amplia oferta de acontecimientos como BCNegra y varias rutas literarias, entre las que destacan las dedicadas al autor Carlos Ruíz Zafón y la saga de El Cementerio de los Libros Olvidados.

Estos ejemplos demuestran las posibilidades del turismo literario y la oportunidad que tienen las ciudades de utilizar este activo para diversificar la oferta turística y atraer a nuevos públicos con un interés proactivo para descubrir nuevos relatos y miradas sobre el destino. Una opción que hay que explorar y para la que vale la pena hacer una apuesta de sector. 

Categorías

Sant Jordi turismo literario turismo cultural